Mi Cuenta de Terapia
+569 46223312 | +569 39423753 | contacto@terapiaonline.cl

¿Por qué es importante enseñarles valores a nuestros hijos e hijas?


"Cuando llegan nuestros hijos, vienen peladitos de cuerpo y alma; es decir no son..."


Cuando llegan nuestros hijos, vienen peladitos de cuerpo y alma; es decir no son ni buenos ni malos, desconocen las normas que organizan la familia o rigen la sociedad, lo que van adquiriendo con los años, a través de su crecimiento. Sin embargo, requieren de algo fundamental, un modelo, a saber, padres, tíos, abuelos o adultos responsables; que los protegen y entregan amor, dándoles orientaciones y preparándolos para la toma de decisiones, sobre lo que es adecuado o no, cuando vivimos en sociedad.

Los valores son premisas en la toma de decisión, según los cuáles nos comportamos y guías de lo que hemos aprendido que es correcto. Todos los padres, deseamos que nuestros hijos se comporten de forma educada, pero no por ello se conviertan en niños temerosos y conformistas, menos transformarnos en padres exigentes o quisquillosos. Hay valores fundamentales, que todo ser humano debe adquirir para la convivencia, que se deben tener presentes para no perjudicar no solo a los cercanos, sino a todos los que nos rodean.

Durante los primeros años de vida, nuestros hijos aprenden tanteando el terreno, es decir, probando cosas. Por medio de pequeños actos van percibiendo lo adecuado y lo no adecuado. Alrededor de los 3 años, ya son capaces de ver como otros niños actúan correcta o incorrectamente, por ejemplo, con frases como: "Federico se porta mal, porque le da patadas a su hermano". Entre los 5 y 6 años, observan a los adultos del entorno y ven en ellos el claro ejemplo de lo adecuado, e intentan imitarlos.

Como casi todo en nuestra vida, la adquisición de valores en nuestros hijos depende de la seguridad y cariño que perciben, así como también, del desarrollo y estabilidad en los lazos con sus padres. Sólo a través de una base de amor y seguridad, les permitirá interiorizar los valores aceptados por la sociedad. Lo primordial, es el ejemplo que dan los padres: por ejemplo, para pedir las cosas, ceder en ocasiones, etc. Los valores que más modelan los padres a los hijos son: tolerancia, respeto, solidaridad, confianza y sinceridad, que hacen que sus hijos se identifiquen con ellos y actúen según los valores mencionados. Los valores difieren culturalmente, entre las familias y los individuos. Existen diferentes tipos de valores:

- Valores Familiares: Lo que está bien o mal, según la familia, se relacionan con los valores personales de los padres; los primeros que aprenden nuestros hijos y entregarlos con cariño, paciencia, y delicadeza, puede ser una fuerte base en la que apoyarse, aceptar o rechazar otras experiencias, actitudes y conductas con las que se irá encontrando a lo largo de su vida.

- Valores Socioculturales: son los valores que entrega la Sociedad en los tiempos que vivimos, por lo que van cambiando con los años, la historia y pueden o no coincidir con los valores familiares. Esta alianza de acuerdo o desacuerdo de la familia con los valores, hará que los eduque de una u otra manera. La manera en que nuestros hijos adquirieron los valores familiares, les permitirá seleccionar de mejor manera lo que la sociedad les expone a elegir.
- Valores Personales: Aquellos imprescindibles para el sujeto que construyen su vida y las relaciones con los demás. Son una combinación de los valores familiares y socioculturales, junto con lo que el sujeto va aportando por medio de sus vivencias personales.

- Valores Espirituales: para muchos, religión, es un valor vital y de trascendencia. La vivencia de algún tipo de creencia en un Ser Superior, es un valor fundamental, de coherencia de vida y de las interacciones con los demás.

- Valores materiales: Aquellos que nos permiten nuestra subsistencia e importantes en la medida que son necesarios. En la actualidad, hay una sobrevaloración de estos, asociados al tener y que representa prestigio, sabiduría, prudencia, entre otros atributos positivos.

- Valores morales: Considerados como indispensables para la correcta convivencia de las personas en sociedad. La educación en estos valores depende de lo que la familia considere primordial, es decir, los valores familiares que se transmitirán a los hijos estarán en estrecha relación con los valores morales. Dentro de los más imprescindibles tenemos: el respeto, la sinceridad, la renuncia a la violencia, ayudar al prójimo, cortesía, consideración, tolerancia y responsabilidad.

Es sabido que nadie nos enseña a ser padres, es un camino de entrega y amor, pero no podemos olvidar que es nuestra responsabilidad la transmisión de estos valores a nuestros hijos. Los valores no se transmiten vía genética, por ello es tan importante tenerlos presentes en la educación, y sin olvidar que no se enseñan de manera independiente al resto de las cosas, o por medio de grandes charlas explicativas; se transmiten por medio del ejemplo práctico y cotidiano, día a día cuando sus hijos observan lo que hacen sus padres.

"Preocúpate por lo que haces... No por lo que dices"

Erika Villalobos Gimeno
Educadora Diferencial
Sucursal Viña del Mar
Centro de Terapia del Comportamiento



Centro de Terapia del Comportamiento

*Importante: Si te encuentras en una situación de emergencia, crisis o riego vital debes acudir al recinto hospitalario más cercano. Terapia Online no atiende este tipo de situaciones.